viernes, 26 de julio de 2019

Hipólito favorece una reforma constitucional habilite a Danilo Medina para el 2024

Santo Domingo.- El expresidente de la República Dominicana, (2000-2004), Hipólito Mejía, propuso este jueves una reforma constitucional que abra la posibilidad para la habilitación del actual presidente, Danilo Medina, a las elecciones generales del año 2024.

“Quiero dejar claramente establecido que, basado en la experiencia acopiada en mis largos años dedicado a la actividad política, así como las lecciones aprendidas durante mi ejercicio como jefe del Estado, creo apropiado que en las actuales circunstancias que sortea la vida política del país, esta reforma constitucional abra la posibilidad para la habilitación del actual Presidente de la República a las elecciones generales del año 2024”, destaca Mejía en un documento donde plantea una serie de aspectos que deben ser tocados en la Carta Magna.

“Sobre ese particular, expresé ya, a medios de opinión pública, no estar particularmente opuesto a emprender una modificación constitucional, pero que, sin embargo, mi experiencia me señalaba que, en vista del debate público que había suscitado la mentada posibilidad de una tercera repostulación consecutiva del presidente Danilo Medina, las vías para alcanzar un consenso razonable se verían festinadas por ese debate, en perjuicio de un proceso de revisión de nuestra Carta Magna. Sin embargo, luego de anunciada la decisión del presidente Danilo Medina de no presentarse a una nueva repostulación, resulta pertinente debatir la conveniencia de modificar nuestra Constitución en interés de ponderar algunos temas”, dijo el exmandatario.
Mejía, quien es precandidato presidencial por el Partido Revolucionario Moderno (PRM), propone limitar el ejercicio presidencial a solamente dos períodos consecutivos, y que esa regla también se aplique por igual a senadores, diputados, alcaldes y regidores.

“La historia política de América ha demostrado con sobrados ejemplos que el ejercicio de la Presidencia por más de dos períodos constitucionales consecutivos constituye una puerta al abismo donde predominan el totalitarismo, la injusticia y la corrupción, entre otros males”, indicó.

Dijo que “Parece estar en el interés de representantes de importantes sectores de la sociedad dominicana, la idea de consensuar aquellos aspectos constitucionales que han demostrado ser poco viables en cuanto a su aplicación; otros que evidentemente han fallado en la consecución de su objetivo; y aquellos que han distorsionado claramente aspectos fundamentales de nuestra vida republicana, o que no han sido efectivos para garantizar la necesaria transparencia en la aplicación de la justicia, la lucha frontal contra la corrupción, o la erradicación de los casos de impunidad, entre otros motivos”.

Explicó que se hace necesaria “una reforma constitucional para adecuar algunas de las modificaciones introducidas en nuestra Carta Magna, durante las revisiones realizadas en los años 2010 y 2015, está siendo objeto de ponderación por diversos sectores de la sociedad dominicana”.

“Como dije hace algunos días, esperaría a que mi partido, el Partido Revolucionario Moderno, fijara posición sobre el tema, por lo que después del discurso de nuestro presidente, José Ignacio Paliza, es tiempo ahora para referirme a ese importante tema”, agregó Mejía, quien contradice la postura de su partido, cuyo presidente pide candado para la Constitución.

Mejía está de acuerdo con que se propicie una reforma constitucional que examine importantes asuntos que contribuirían a ampliar la base de la democracia, a la lucha contra la corrupción y la impunidad.

El exmandatario propone además, unificar las elecciones municipales, congresuales y presidenciales, ya que “Esta medida vendría a corregir el inaceptable dispendio que significará para el pueblo dominicano, el abocarnos a la realización de dos complejos procesos electorales con escasos tres meses de diferencia entre uno y otro”.

Pide también garantizar la despolitización del Poder Judicial y que “Esa reforma constitucional tiene que garantizar, de una vez por todas, la despolitización del Poder Judicial, penosamente intervenido por el mal recordado Pacto de las Corbatas Azules”.

Asimismo pide eliminar la inclusión de funcionarios subordinados al Poder Ejecutivo, como es el caso del Procurador General de la República, en el Consejo Nacional de la Magistratura.

“Esa desafortunada componenda ha sido garante de impunidad a numerosos desmanes judiciales, entre los que yo mismo me he visto injustamente afectado, en beneficio de intereses espurios. Ese hecho ha creado un desequilibrio en esa alta instancia de la judicatura dominicana, constituyéndose en un odioso privilegio que favorece injustamente al Poder Ejecutivo”, destaca.

Igualmente, Mejía aboga por que sean seleccionados y elegidos por una instancia ajena a aquella que constituye el sujeto de su principal misión, tanto el Procurador General de la República, como quienes ejercen labores de contraloría y auditoría de cuentas de la Nación.

“He sido un defensor a ultranza de la independencia de los estamentos de control del Estado y de quienes representan la defensa del interés de la sociedad”, dijo.

También, que esa modificación constitucional contemple reducir la edad para la elección a los puestos de senador, diputado y alcalde, de 25 a 21 años.

“Hay que reconocer que los jóvenes de hoy aprovechan ventajosamente su privilegiado acceso a la educación y a la información, por cuanto su madurez política llega con notable anticipación en relación con el desarrollo que observaban los jóvenes de generaciones pasadas”, sostuvo.

“Tengo la firme convicción de que estas y otras oportunas medidas que pudiera contemplar la reforma de nuestra Carta Magna constituirían una vía expedita de paz, orden, justicia y progreso, lo que sigue siendo una aspiración pendiente de todo el pueblo dominicano”, subrayó.
Fuente: Elnacional.com.do